martes, diciembre 19, 2006

Brújula politica

Mi buen amigo Ari Volovich me recomendó esta página. La idea principal es conocer nuestra tendencia política respondiendo una encuesta. Es interesante, sobre todo porque plantea la inoperancia de un sistema de derecha o izquierda. Ahora existen más opciones. Lo mejor es el resultado que obtuve. Algo así como medio anarquista de izquierda. Visiten la página en: http://politicalcompass.org/es/questionnaire
Descubrirán al animal social que llevan dentro.

La nueva Replicante


No le saquen, la nueva Replicante está de rechupete. Recuerden que se puede comprar en cualquier Sangron´s . Si no les gusta pues le escriben sus mentadas a Rogelio Villarreal, que para eso está: para recibir mentadas.

lunes, noviembre 13, 2006

Porfirio Barba Jacob

Un verso de la "Canción de la vida profunda", poema de Porfirio Barba Jacob, colombiano quien, a pesar de sonar un poquito apolillado y provinciano, tiene poemas excepcionales.

Y hay días en que somos tan sórdidos tan sórdidos, tan sórdidos,
como la entraña oscura de oscuro pedernal;
la noche nos sorprende, con sus profusas lámparas,
en rútilas monedas tasando el Bien y el Mal.


Dice Fernando Vallejo, biógrafo del poeta, en su libro El Mensajero que cuando una mujer de la alta sociedad de Quezaltenango, Guatemala le preguntó qué era lo que más le había gustado de su ciudad, Barba Jacob le respondió: "Ese caminito de salida para irme a la chingada". Habrá que siempre recordarlo cuando algún imbécil haga tal preguntita.

viernes, noviembre 03, 2006

Un test más

Contesto este test nomás porque mi amiga Marcela me lo encargó (su fotolog es: www.fotolog.com/marskitkat). No soy alguien que responda una serie de preguntas y mucho menos utilizando únicamente titulos de canciones de algún grupo, pero qué más da.

Utilizaré a Morphine

¿Eres hombre o mujer?: Yes
Descríbete: French Fries With Pepper
¿Qué sienten las personas cerca de ti?: Good
¿Cómo te sientes?: Like Swimming
¿Cómo describiría su anterior relación sentimental?: A Good Woman Is Hard to Find
Describe tu actual relación con tu novio/a o pretendiente: You Speak My Language
¿Dónde quisieras estar ahora?: Miles Davis' Funeral
¿Cómo eres respecto al amor?: Super Sex
¿Cómo es tu vida?: Buena
¿Qué pedirías si tuvieras sólo un deseo?: Cure for Pain
Escribe una cita o frase famosa: Do Not Go Quietly Unto Your Grave
Ahora despídete: Have a Lucky Day

jueves, noviembre 02, 2006

Más cursilerías


No me gusta hacer esto, pero por exigencia popular (o sea los tres o cuatro lectores que se cruzan con este blog por pura casualidad) me atrevo a poner una foto de mi hija. Verán que como digo en un post anterior: es hermosa. Carajo, si es lo único bueno que he hecho. La foto no es de muy buena calidad pero algo se aprecia.

Nuevo Link

Acabo de agregar un link de alguien llamado Dr. Crimson. No sé quien es pero me parece bastante gracioso. Esto lo hago porque tengo mucho tiempo sin actualizar este blog. Espero pronto ser más productivo.

miércoles, septiembre 27, 2006

Frases cursis

He aquí una pequeña recopilación de frases cursis que me han dicho por el nacimiento de mi hija. Siempre es sorprendente como un recién nacido puede ablandar a cualquiera. Las frases no vienen en ningún orden especial. Quien me quiera comentar sus propias frases cursis serán bienvenidas.

1. Un hijo es la prueba de que dios confía en el humano. (Mi respuesta: a. ¿Dios? ¿qué es eso?; b. Ah, sí, pues que confianzudo).
2. Los hijos son una bendición. (Mi respuesta: en este momento es una maldición, sobre todo cuando se despierta a las cinco de la madrugada dando alaridos).
3. ¡Ay, qué bonito!. (Mi respuesta: pues sí, es hermosa, que más puedo decir)
4. Vas a ver que te va a traer mucha alegría. (Mi respuesta: ahorita nomás me trae mucha mierda y vomitadas).

Pero la mejor frase y que engloba la paternidad me la dijo mi Tía Carmen Herrera: Ahora sí vas a saber lo que es tener la culpa de todo.

Según me vayan diciendo más cursilerías, las iré agregando.

martes, septiembre 19, 2006

Ya 21 años


Hoy se cumplen 21 años del temblor que sacudió al DF en 1985. Recuerdo varias cosas a pesar de que tenía 6 años de edad. Recuerdo que estaba desayunando y el foco del comedor, con todo y pantalla, comenzó a balancearse. "¿Qué raro?, ¿estaré mareado?", pensé. Recuerdo algunas cosas cayendo y rompiéndose contra el piso. Recuerdo a mi madre, quien con mucha calma, me pidió que me parara a un lado de ella, en el lugar más seguro del departamento.
El edificio, ubicado en la calle Protasio Tagle, en la colonia San Miguel Chapultepec, resistió ese y los demás temblores que el DF ha sufrido. También tengo en mi cerebro, como una fotografìa vieja, la imagen de algunos edificios caidos y otros con enormes grietas, como si fueran mantequilla y alguien hubiera clavado un gran cuchillo. Mis padres, como debían hacerlo, me protegieron lo más que pudieron, nunca vi muertos ni siquiera nos acercamos al centro de la ciudad, uno de los lugares más lastimados.
Unos días después nos mudamos a Torreón, la razón principal la dio mi hermano mayor, quien apenas cursaba el primer año de secundaria y estudiaba a un lado de la antena de Televisa, la que cayó matando a muchas personas. Parece que el horror fue tanto que decidió que ya no quería seguir viviendo en una ciudad que se comía a la gente con grietas y edificios.
Desde entonces he vivido acá (sin contar los últimos tres años), y a pesar de que he extrañado algunas cosas del DF, Torreón me ha recibido con patadas y cariño, creando una agradable relación de amor/odio.
Hoy tomaré una cerveza por estos 21 años laguneros y el temblor que me puso aquí.

viernes, septiembre 08, 2006

Más Andrés Caicedo

Canibalismo

Hay varias maneras de comerse a una persona. Empezando porque debe ser diferente comerse a una mujer que comerse a un hombre. Yo he visto comer hombres, pero no mujeres. No se‚ si me gustara ver comer a una mujer alguna vez. Debe ser muy diferente. Lo que yo por mi parte conozco, son tres maneras de comerse a un hombre. Se puede partir en seis pedazos a la persona: cabeza, tronco, brazos, pelvis, muslos, piernas, incluyendo, claro esta, manos y pies. Sé que hay personas que parten a la persona en ocho pedazos, ya que les gusta sacar también las rodillas, el hueso redondo de las rodillas, recubierto con la única porción de carne roja que tiene el ser humano. La otra forma que conozco es comerse a la persona entera, así no más, a mordiscos lentos, comer un día hasta hartarse y meter el cuerpo al refrigerador y sacarlo al otro día para el desayuno, así. Como comerse un mango a mordiscos. Porque yo puedo decir que a mi antes me gustaba muchísmo el mango verde, y después vino esa moda de partir el mango en pedacitos y fue apenas hace como una semana que me vine a dar cuenta que los mangos verdes me habían venido a gustar menos y supe también que era porque me los comía partidos, así que seguí comprándolos enteros, comiéndolos a mordiscos, y me han vuelto a gustar casi tanto como cuando estaba chiquito.. Eso mismo debe pasar con los cuerpos. La persona que ya lleva siglos comiéndolos tiene que darse las maneras de variar el plato para no aburrirse, porque si no como hacen. Yo no se‚ si ustedes leyeron la otra vez en la prensa que habían encontrado el cuerpo de un coronel retirado, metido en una chuspa de papel y amarrado con cabuya, lo que dijeron fue que lo habían encontrado por el Club Campestre, y que había expectación por el extraño estado en que se había hallado el cuerpo. Era un coronel Rodriguez, un tipo ni flaco ni gordo, de bigotico, y con una chucha que arrasaba. Claro que los periódicos nunca dijeron en que consistía ese "extraño estado en que se había hallado el cuerpo", pero como yo estoy al tanto de las cosas yo sé que el cuerpo ese lo que estaba era todo mordido. No se lo acabaron de todo porque mi coronel ya tenia 52, allí fue cuando se dieron cuenta que no había como la carne de gente joven, fresca. Los ojos, por ejemplo, que dizque son lo más exquisito, dicen que cuando la persona pasa de los 35, se endurecen y se agrian, ya no vale la pena comerlos.

miércoles, septiembre 06, 2006

Andres Caicedo

-"¿Y cómo vamos de abismo?
-Todavía no toco fondo.
-Puede que no haya fondo, hermano."
Angelitos Empantanados
Fragmento de una obra de un tal Andres Caicedo, colombiano que se suicidó a los 25 años. Mi amigo Juan Reyna me lo acaba de recomendar (¿será porque está cumpliendo 26?) En Internet no he encontrado obras completas suyas y en mi tierra los libros son objetos de lujo, aún así lo buscaré en otros lares cuando salga de vacaciones

La estabilidad

Después de tanto tiempo siento la estabilidad. No durará mucho, probablemente en diciembre todo se descomponga y me encuentre con grandes dificultades para completar el maldito y necesario chivo, sueldo, dinero mensual para sobrevivir.
Antes no me preocupaba, pero ahora tengo que darle de comer a otra persona. ¡Carajo, por qué me hicieron hombre responsable! Incluso así no pienso demasiado en el futuro. Siempre planeo mis próximos seis meses y no llego más allá. Nadie me puede asegurar que mañana, saliendo de la Ibero, un trailer no me vaya a pasar por encima. Por eso que no me emociona tanto el futuro como a los optimistas-lectores-de-superación. El futuro es una masa informe a la que no le encuentro lugar, debería poder guardarlo en el closet, justo en la parte de arriba donde se pone todo lo que no se usa pero que no quieres deshacerte.
De esta forma, poco a poco, he llegado a mis 27 años, en noviembre cumplo 28. Como se encuentra dentro de mis seis meses de planeación, pienso dar una fiesta. Invitaré a mis amigos y cenaremos discada, quesadillas y varias cervezas. Escucharemos buena música y platicaremos de todo y nada. La fiesta podrá terminar a las cinco de la mañana o más tarde, no importa. Al final, dejaré todo tirado para recogerlo al siguiente día. Ese podrá ser un día perfecto o por lo menos uno bueno.
A veces creo que no debo desear la estabilidad, que debería estar en constante movimiento, viviendo de ciudad en ciudad, pasando dificultades y complicaciones. Pero si la estabilidad me trae días como el que será mi cumpleaños, tal vez debería pensarlo dos veces y sentarme a disfrutar un taco de discada y una cerveza, viendo pasar lento el mundo, igual a un escarabajo caminando por el pavimento.

lunes, agosto 28, 2006

Justificaciones

Explicando el post anterior: lo creé en un momento de mucho sueño, me disculpo por hacer perder el tiempo a varios lectores. La primera crítica vino por parte de mi amigo Jaime Muñoz, quien comparó este espacio con un diario de quinceañera punketa (el adjetivo me encantó).
Trataba de explicar con pocas palabras cada uno de mis días. Entre atender mi hija, quien tiene apenas mes y medio de vida, y trabajar mi vida se escurre rápidamente. En lo único que pienso es en dormir. Me disculpo por los excesivos auumm y otras majaderías. Eso es lo que pasa cuando se hace cualquier cosa con sueño.

viernes, agosto 25, 2006

Reporte diario

Cansado, cansado, sueño, aumm, mucho sueño y cansancio.
Tener un hijo, digo, auum hija, problemas, economía, dinero, cansancio.
Apenas dos meses, biberones, comida, sueño, auum, ya no quiero trabajar.
Pañales, ropa, sueño, dinero, pañales, auuumm, más pañales.
Llantos, cuatro de la mañana, cinco, dormir, dormir, llanto, auumm.
Dinero, auuuummm, sueño, dinero, trabajo, sueño, mucho.
Preparar clases, sueño, auumm, cansancio, dar clases, medio despierto, muy dormido.
Sueño, auuumm, revisar exámenes, calificar, sueño, auumm
Tener una hija, auuummm.
Sueño.
Hija.
Sueño.
Auuummm.

viernes, agosto 18, 2006

Nuevo empleo

Sí, lo sé, tengo esta página algo descuidada. Pero eso es lo que sucede cuando consigues un trabajo nuevo.
Como siempre, la docencia llega a rescatarme en un momento complicado. Dar clases es algo similar a tener televisión abierta: uno quisiera el cable pero hay que conformarse con los malos programas.
Aun así creo que la paso mejor, son pocos los empleos en donde acabas de trabajar a la una de la tarde. Tengo las tardes para dormir y hacer cosas mucho más importantes que un empleo. ¿Por qué la gente considera muy importante trabajar? Digo, es importante en cuanto no te arruine la existencia, pero no es parte fundamental de la vida. Me explico, considero al trabajo, aquel que se hace para ganar dinero y no tiene nada que ver con lo que uno hace por gusto, una carga, una molestia, una pesada piedra que cargamos estilo Pípila.
Me extiendo: no considero que el empleo me distinga en algo del resto de la humanidad, es más, ni siquiera es vital para definirme como ser humano. Es solamente algo que se hace para sobrevivir (en este país siempre se sobrevive). Por supuesto que me esfuerzo, pero únicamente lo suficiente para mantenerme en el puesto; es peor estar desempleado, aunque uno viene con el otro necesariamente en algún momento.
Hace poco leí cuál era la vida de Maximiliano antes de venir a México: no hacer nada. Pero fue Carlota quien lo convenció de mudarse a nuestro jodido país. Yo quiero la vida de Max justo antes de convertirse en emperador de nuestro bananero país. Gastaría todo mi tiempo en leer, escuchar música, escribir y tocar. Para mi nada de eso es trabajo y lo podría hacer aunque no me pagaran.
Y luego me dicen huevon. Ja.

viernes, julio 28, 2006

Pentor

Otra nota antes de que se me olvide. El tipo desnudo de la fotografía se llama Tim "Pricasso" Patch y parece ser el único artista que pinta con su pene. La foto se tomó en la décima Sexpo anual de Sydney, Australia. Por obvias razones, tomando en cuenta que la foto anterior no fue aceptada, ni siquiera propuse esta nota. De todas formas no lo considero ni puerco, ni inmoral ni nada de eso solamente, una vez más, gracioso.

Calendario vaquero


Esta nota no fue aceptada por mi jefa porque de inmediato pensó que los hombres nos ibamos a poner muy calientes o babear la revista o algo así. Pero aquí la pongo, porque no creo que sea erótico sino gracioso.
Los calendarios eróticos no son exclusivos de las artistas y modelos. Un grupo de jóvenes granjeras de Baviera y Austria decidieron que ellas también podrían fotografiarse con poca ropa en un calendario, pero con la diferencia de que aparecerán en ambientes campiranos. El calendario, de limitado tiraje, fue presentado en Aldersbach, Alemania el pasado junio pero podrá adquirirse a finales de este año por 25 euros (339 pesos).

Encuentro con los maxmordones

Para poder explicar que significa la palabra maxmordón tendré que contar un poco de mí y mi trabajo (qué aburrido,los dos). No quiero narrar toda mi vida laboral, así que digamos que después de varios años dando clases a pubertos preparatorianos y universitarios -que por cierto no existe una gran diferencia- concluí que esa no podría ser mi vida y me propuse cambiar de profesión. Pronto advertí que pocas cosas sabía hacer y una de ellas era leer (la otra es escuchar música, pero a nadie le pagan por eso). Entonces decidí que me zambulliría en el mundo editorial. Gracias a la ayuda de dos grandes amigos y editores comencé a aprender los secretos de tan mal pagado empleo. Compré varios libros e hice mis primeros pininos para una instituto que enseña filosofía en Guadalajara. A proposito, que mal escriben los filósofos. También en Guanatos conseguí otro empleo (en cierta época tuve hasta cuatro trabajos) y ahí comenzó mi decepción. Redactando y editando textos para un suplemento de sociales descubrí lo desagradable que puede ser soportar una jefa ignorante que se las daba de editora. Más pronto que tarde volví a Torreón a trabajar en una revistita llamada Siglo Nuevo, parte del periodicucho El Siglo de Torreón. Inicié como siempre lo hago: con interés y ganas. Y no termino de aprender que ningún empleo vale la pena. He roto mi récord y a los tres meses estoy que me urge renunciar. ¿Cual ha sido mi mayor problema en mis empleos como editor? pues los maxmordones. Leyendo el blog de mi amigo Rogelio Villarreal encontré la definición de esta extraña palabra quien a su vez la recogió del escritor Gerardo Deniz: "Maxmordón es un término en desuso que significa 'Hombre de poca estima, tardo, pasmado y sin discurso' y también 'Hombre taimado y solapado'. La palabra, rescatada por Deniz, le fue aplicada inmediatamente a uno de sus colegas, 'un sabihondo típico de editorial', uno de ésos que se solazan exhibiendo sus conocimientos del diccionario y explicando a la menor provocación la grafía o el uso correcto de tal o cual frase o palabra y por qué debe escribirse Estados Unidos y Argentina y no los Estados Unidos ni la Argentina o viceversa. Ratas de escritorio que no tienen otra cosa que hacer en su tiempo libre más que esperar a que den las ocho de la mañana para empezar a fastidiar al resto de la oficina con su sapiencia superficial."

Para encontrar el artículo completo busca aquí: http://villarreal.blogspot.com/2005_09_01_villarreal_archive.html

El caso es que encontrar esta palabrita ha sido una revelación. Así puedo catalogar a mis últimas jefas. En el suplemento Gente Bien de Guadalajara, la mujer era insoportable, gritaba e insultaba a sus subordinados, incluyéndome, pero también hablaba mal, utilizaba frases equivocadas y hacía gala de su estupidez por toda la oficina. Al principio aguanté porque se supone que soportar a tales imbéciles es signo de madurez, pero rápidamente decidí retornar a la pubertad justo igual a cuando me encabronaba con los profesores y los retaba. Pues resultó la mejor solución, esa empresita tiene tanto miedo a las demandas laborales que preferían tener a alguien conflictivo a correrlo. De todas maneras renuncié para regresar a mi tierra caliente, polvorienta y jodida. El remedio resultó peor que la enfermedad, en esta revisteta tengo una jefa insoportable, una moxmordona en toda la extensión de la palabra y su coeditora es una moxmordoncita. Mi jefa a la primera crítica que recibe menciona todo lo que sabe por pasar siete años en el DF, todo los trabajos que hizo y la cantidad de ocasiones en que fue editora. No existe manera alguna de hacer un diálogo crítico o de disentir en sus opiniones, pero así son los jefes. Cada vez que hace referencia a los empleos que ha tenido (uno de ellos fue hacer los guiones de Eugenio Derbez, creo que eso lo dice todo) me dan ganas de decirle una frase de un maestro filósofo: Lo doctor no quita lo pendejo, en referencia a que mucha experiencia no te hace más inteligente. Las exigencias de las dos moxmordonas son variadas: la primera se refiere al uso de los sinónimos, creen que mientras más útilices quedará mejor redactado, así para hablar de una casa se debe utilizar hogar, morada, residencia, cubil y todos los posibles convirtiendo cualquier texto en receptaculo de pedanterías. También detestan el uso de las palabras ese, eso, esa, esas, esos, prefieren intercambiar todas con dicho o dicha. Qué molesto tener que escribir: "dicho problema es muy amplio..." La pregunta es: ¿cuándo hablamos utilizamos dicho o ese? A pesar de que la revista es bastante mala y llena de textos sin fuentes, superficiales y prejuiciosos, las preocupaciones de mi flamante editora maxmordona son que no se vayan "ríos", esas separaciones entre palabras que en un párrafo forman una línea continua blanca, por explicarlo de alguna manera. La primera vez que me "dejó" hacer corrección a toda la revista encontré tantos errores que a la siguiente ocasión me ordenó no hacer cambios de redacción, únicamente de ortografía. El buen Roger también menciona en su texto las preocupaciones de los maxmordones similares a las de mi jefa: "...de los que evitan divisiones de palabras que empiecen en pene- o ano- y terminen en -culo o -teta y que tratan a toda costa de impedir la cercanía de dos o más adverbios en mente y eliminan con saña callejones, viudas, colas y otras excrecencias tipográficas que la tecnología digital no ha podido exterminar todavía". ¿Cual es la solución contra los maxmordones?, me temo que no existe ninguna, hay que recordar que se encuentran por todas partes -ahora mismo tengo una a un lado- suelen conseguir los puestos directivos gracias a su zalamería y a la capacidad de sorprender a los dueños de las empresas. Para un pobre subempleado sólo quedan dos caminos: callar y apechugar (y escribir un blog) o renunciar mentándole la madre a su maxmordona en turno. Estoy a punto de optar por lo segundo.

Salud.

(No fue necesario, justo el día en que terminé este texto me corrieron. Mi exjefecita fue tan cobarde que no pudo despedirme ella misma, tuvo que enviar a alguien más)

jueves, julio 27, 2006

¿Por qué no deben contarse de nuevo los votos?

Porque la democracia mexicana es una mamada.
Porque no tiene caso gastar más dinero en nuestra democracita.
Porque no hay que perder de vista que ninguno de los candidatos nos va a sacar de la mierda en la que estamos hundidos hasta la barbilla.
Porque habrá que encararlo, este país no tiene solución.
Porque las multitudes de cualquier partido nunca pueden tener la razón.
Porque las masas no piensan y estas son las que impulsan tanto a Lopéz Obrador como a Calderon.
Porque en cualquiera de los dos gobernará con más de la mitad del país en contra.
Porque los políticos no responden a las bases de los partidos sino a sus propios intereses.
Porque es absurdo y no se va a transparentar nada.
Porque todos los candidatos se muestran como cerdos anhelantes de poder.
Porque es muy triste observar a los artistas e intelectuales mexicanos defender a un político (¿qué no aprendieron del pasado o tenían un hueso muy jugoso que se les escapó de las manos?)
Porque todos deberíamos desconfiar de los políticos tan sólo por el hecho de pedirnos que votemos por ellos.
Porque toda la argumentación, raciocinio y diálogo se van a la basura con las declaraciones de AMLO quien no conoce lo que significan las palabras: tolerancia y negociación.
Por todo lo anterior y por lo que vaya surgiendo en los siguientes días, dejemos las cosas como están, de todas maneras seguiremos en el basurero.

Salud.

Primero que nada

¿Por qué un blog? Pues la primera razón es porque en mi trabajo tengo bastante tiempo muerto y no puedo ponerme a leer, ni a escuchar música, ni a dormir, ni a platicar y podría hacer la lista mucho más larga, pero ya sabemos todos como es eso.
Otra razón tiene que ver con mis amigos, tengo varios que tienen blogs: Rogelio Villarreal, Bef, Juan Carlos Reyna, Lilián Solórzano, Julián Etienne, Mariana Martínez, Guillermo Fadanelli, Mauricio Bares y otros que en este momento no recuerdo.
Pero creo que realmente estoy creando este lugar electrónico para sacar una gran serie de frustraciones acumuladas, para quejarme, pues. Son desde las típicas de cualquier subempleado asalariado hasta las de cualquier mexicano jodido como la gran mayoría.
Así que habrá muchas quejas, muchas. También ocasionalmente algunas mentadas y a veces daré alguna buena noticia, pero muy pocas veces.
Quienes se molesten con mi actitud pesimista, nomás recuerden que el mundo a diario me ha dado muchos argumentos.
Bien esto fue el primer post, a ver cuantos más me dan ganas de seguir subiendo.